Inicio / Estadios / Recorriendo el Santiago Bernabéu

Recorriendo el Santiago Bernabéu

No puedo evitar ir a Madrid y pasar cerca del Santiago Bernabéu. Es como el que va a Roma y aunque haya visto el Coliseo miles de veces sabe que tiene que verlo una vez más. Lo mismo me pasa a mí con este estadio. A veces desde fuera, otras para ver un partido (e incluso jugarlo) y otras para hacer el recorrido que te enseña las partes más destacadas por dentro.

Así que la última vez que estuve en la capital, y aprovechando que tenía que ver la Undécima, volví a entrar por enésima vez.

Las entradas para el tour se compran en la taquilla 10, junto a la puerta 7, que da para la Castellana (también disponibles en la web). Los precios para adultos son de 20 euros para el público general y 14 para los titulares del carnet madridista. Para los menores de 14 años, los precios son 14 y 10 respectivamente. Los socios entran gratis. Abre todos los días menos el 25 de diciembre y el 1 de enero, pero cuidado porque los día de partido no se pueden visitar todas las dependencias.

¿Cuál es el recorrido?

La visita empezó con una panorámica del estadio. Subí por una de las torres, la que comparte la Castellana con Concha Espina, hasta el último anfiteatro de gradas. No son guiadas, por lo tanto, puedes tomarte el tiempo que quieras en cada lugar. Desde lo alto se aprecia todo el estadio. Tienes varias puertas de acceso a las gradas. ¡Y qué decir! Que es impresionante. Parece un teatro. Las gradas del estadio parece que se cierran por arriba y queda todo muy recogidico, que diría mi madre.

Panorámica
Primera para del tour: vista panorámica del estadio.

Como se puede apreciar estábamos ya con al temporada finalizada y el césped no estaba en su mejor momento… ¡habrá que volver!

Tras la vista panorámica del Santiago Bernabéu toca entrar en su interior. Bajé de nuevo las escaleras y entré por una de las puertas en la que nadie podría darme la bienvenida mejor que la Saeta.

Alfredo Di Stefano
Fotografía de Alfredo Di Stefano a la entrada del Santiago Bernabéu.

Y de esta maravillosa manera entré a la parte de las salas. La primera parte es la Sala del Mejor Club de la Historia. Comienza con una visión del pasado, de los inicios del club, contratos, vestimentas, balones, carnets… A la vez que vemos en pantallas enormes momentos de la historia del club.

A continuación, a Sala de Sensaciones. Aquí encontré muchas pantallas digitales para conocer mejor el club, datos de los jugadores o partidos para el recuerdo. En pantallas enormes los jugadores dan toques al baló mientras conoces sus datos profesionales. Hay también una zona en la que se escucha cómo se han radiado grandes goles de la historia. Por último, también disponen de una sala donde en una gran pantalla ponen un vídeo informativo acerca del club.

Por último, la Sala de Trofeos. Y aquí sí que puedes perderte. Cientos son los títulos que ha ganado el club más laureado de la historia, entre ellos el Mejor Club del Siglo XX. También están las botas y balones de oro conseguidos por los jugadores del club. Tampoco se olvidan de la sección de baloncesto, con una sala también llena de títulos. Y sí, aparte de todas las Ligas, Copas y demás, aquí encontré la ansiada Undécima, junto con las otras diez. Pero yo creo que era más difícil hacerse una foto con ella que ganarla en sí… jeje.

pantallas
Pantallas con vídeos de grandes goles, sabemos de cuál hablamos en la imagen, ¿no?
balones
Esto eran balones de fútbol y no lo de ahora… jeje
Mejor Club del Siglo XX
Mejor Club del Siglo XX
información
Podemos encontrar información en español y en inglés.
11 Copas de Europa
Las 11 Copas de Europa ganadas por el Real Madrid

Tras este recorrido, que me llevó bastante tiempo, pues he de decir que me entretengo leyendo cualquier cosa y viendo cualquier imagen, llega el momento de bajar al Terreno de Juego. Salí de la sala de trofeos y anduve por unos pasillos paralelos a campo, a la altura de la grada baja. Recorrí gran parte del campo así, pudiendo asomarte en cada puerta a las gradas hasta llegar a la parte del Palco Presidencial. ¡Qué bien se tienen que ver los partidos desde aquí ¡Y qué cómodos! Pero aún no ha llegado el momento de pisar el césped, eso tendrá que esperar…

palco
Cada vez estamos más cerca del césped…

Tras el palco, el tour me llevó de nuevo al interior del estadio. Esta vez a los vestuarios. Guauuuu, si te entran ganas de quedarte ahí y no salir a jugar… Jacuzzi, sauna y cada uno con su taquilla personalizada. ¿Cómo tiene que ser el está ahí antes de una final de Champions? Yo seguro que de los nervios. Y mejor, ¿cómo tiene que ser estar ahí tras haber ganado una final? Bueno, de eso sí que hemos visto algunas imágenes… jaja.

vestuarios
Taquillas personalizadas de los jugadores.
vestuarios
No lo hacen mal, no…

Y ahora sí, llega el momento más esperado. Al menos, para mí. Poder pisar (solo el borde…) del césped del Santiago Bernabéu. Y, para más emoción, salté al terreno de juego por el túnel de vestuarios, a lo profesional… jaja. En esta zona pude tener la oportunidad también de sentarme en los banquillos y la zona técnica. Los banquillos, comodísimos. Vamos, que me imagino un día de enero a las 10 de la noche y que el míster me diga que salga calentar en el minuto 80… que se lo explico bien… jaja.

Túnel
Salida al terreno de juego por el túnel de vestuarios.
Estadio Santiago Bermabéu
Con el césped a mis pies…
banquillos
Banquillos del estadio.

Una vez disfruté de estar pisando el césped del mejor estadio del mundo, tocaba entrar de nuevo. Llegó la hora de la última parte del recorrido. ¿Qué hacen los jugadores y entrenado cuando acaba un partido? Pues sí, ir a la sala de prensa. Lo que hubiera dado por estar aquí cuando estaba Mourinho de entrenador. Seguro que nadie se aburría. Y con esto y, cómo no, tras pasar por la tienda, llega la hora de salir del estadio y decir “hasta la próxima”, que supongo que no será muy tarde.

Sala de prensa
Sala de prensa. Asientos para los periodistas.
Sala de prensa
Sala de prensa.

About Irene Saiz Olivares

Te puede interesar

Alsacia (día 2). Estrasburgo.

Tras el increíble y pintoresco día de ayer, visitando esos pueblos de cuento como Eguisheim, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *