Cracovia – Maki On Road http://makionroad.es Blog de viajes Wed, 11 Apr 2018 22:39:23 +0000 es-ES hourly 1 https://wordpress.org/?v=4.7.10 Leyendas de Cracovia. http://makionroad.es/leyendas-de-cracovia/ http://makionroad.es/leyendas-de-cracovia/#respond Sun, 10 Jul 2016 23:14:21 +0000 http://makionroad.es/?p=1052 Para conocer del todo una ciudad hay que descubrir sus secretos mejores guardados. Cracovia tiene muchos escondidos en leyendas. ¿Queréis descubrirlos? La leyenda del corazón de la campana. Cuenta la leyenda que todos los años, en Nochebuena, los reyes y príncipes polacos enterrados en el castillo se despiertan durante una hora para ver cómo va …

La entrada Leyendas de Cracovia. aparece primero en Maki On Road.

]]>
Para conocer del todo una ciudad hay que descubrir sus secretos mejores guardados. Cracovia tiene muchos escondidos en leyendas. ¿Queréis descubrirlos?

La leyenda del corazón de la campana.

Cuenta la leyenda que todos los años, en Nochebuena, los reyes y príncipes polacos enterrados en el castillo se despiertan durante una hora para ver cómo va la vida en la ciudad.

La reunión empieza cuando la famosa campana de Segismundo suena para marcar el inicio de la Navidad y es liderada por Boleslao el Bravo, primer rey coronado en Polonia.DSC_0206

Cuando llevan una hora de reunión, se escuchan los pasos al trote de unos caballeros llegando a Wawel, lo que indica el fin de la reunión.  Estos caballeros llegan desde los Cárpatos guiados por el sonido de la campana. Golpean la puerta y el rey Boleslao se dirige a abrirles la puerta, donde mantienen una conversación.

Los caballeros preguntan: ¿Ha llegado ya el momento?

A lo que el rey responde: ¡No, caballeros míos, el momento todavía no ha llegado!

Pero… ¿A qué momento se refieren?

El mismo diálogo se ha mantenido año tras año durante los últimos mil años. Tras esto, los caballeros regresan a las montañas y el rey a la reunión. Pero, una vez el reloj da la una, los reyes se convierten en sombras y desaparecen.

Se dice que solo una persona con un corazón muy honesto podrá ver a los reyes y, hasta el momento, solo un guardián de llaves del castillo pudo verlos hace 200 años, siendo testigo de la ceremonia.

Cuentan que si en Nochebuena te quedas esa hora por las puertas de castillo, podrás escuchar retumbar la puerta de la cámara y el galopar de los caballos… ¿te atreves?

 

La leyenda del Dragón de Wawel.

Había una vez un dragón que vivía en una de las cuevas sobre las que se sitúa el castillo de Wawel. Todos los días, el dragón se dedicaba a comerse las ovejas y las vacas que pastaban en las orilla del río Vístula. Además, el dragón
también sentía predilección por las mujeres vírgenes. El rey, preocupado, prometió, al que consiguiera matar al dragón, la mano de su hija.DSC_0211

Muchos lo intentaron pero todos fracasaron. Hasta que un día, Skuba, el zapatero del pueblo, dijo que él sería capaz de acabar con el dragón. Tan solo necesitaba azufre, pieles de oveja y grasa de cordero. El rey, desesperado, accedió y le proporcionó al zapatero todo lo que pidió.

Con esos materiales, Skuba hizo una oveja y engañó al dragón para que se la comiese. El dragón cayó en la trampa y se comió la oveja. De repente, el dragón comenzó a arder y se fue directo al Vístula para beber agua, pero bebió tanta que explotó.

La princesa se casó con Skuba y, desde entonces, a las personas ingeniosas se les llama skubang.

Si visitas el castillo podrás ver la guarida del dragón y una estatua que aún echa fuego por la boca de vez en cuando.

 

La leyenda de las dos torres de la iglesia.

Cuenta la leyenda que la burguesía cracoviana encargó a dos hermanos construir las dos torres de la Iglesia de Santa María. Los hermanos competían por ver quién era el que la acababa antes y mejor.

DSC_0293
Iglesia de Santa María

El hermano mayor, construía la torre sur, que iba más rápido y más bonita. A su hermano pequeño no le gustó que le fueran ganando y tramó un plan para librarse de su hermano. Una tarde, lo invitó a pasear por las orillas del río Vístula y allí lo acuchilló y lo mató. De esta manera, superó la obra de su hermano y se llevó todos los halagos y la admiración de la población.

Pero poco después, empezó a arrepentirse de lo que había hecho. Decidió confesar y acto seguido se mató con los mismos cuchillos con los que había acabado con su hermano.

Leyenda del trompetista de la Iglesia de Santa María.

Si paseas por los alrededores de la Iglesia de Santa María, todos los días y cada hora suena la melodía de una trompeta que se ve interrumpido bruscamente. ¿A qué se debe?

Este ritual es un homenaje a un vigía que, para alertar al pueblo de la invasión tártara, subió a la torre y empezó a tocar la trompeta. Los invasores llegaron a la ciudad y comenzó la lucha, pero el trompetista siguió en la torre de la iglesia tocando la trompeta, hasta que una flecha le atravesó el cuello y ya no pudo tocar más.

Los cracovianos vencieron gracias al aviso del músico y, en honor a él, decidieron que esa canción no terminara jamás.

 

La leyenda de las palomas.

Cuentan que Enrique IV quería ser proclamado rey pero para ello necesitaba una gran cantidad de dinero ya que debía viajar a Roma para que el Papa le diera su beneplácito.

Como no tenía dinero, hizo un pacto con una bruja. Él le entregaría a todos sus soldados a cambio de oro.

Al día siguiente del pacto, Enrique se levantó y no vio a nadie por el castillo. Estaba vacío. Vacío excepto por las miles de palomas que sobrevolaban con oro en el pico que dejaron caer en el castillo.

DSC_0767
Plaza del Mercado. Lugar donde habitan las palomas.

Desde entonces, se dice que las palomas de la Plaza del Mercado son los soldados que la bruja convirtió.

Punto Chakra.

Cuenta la leyenda que Chiva, un dios budista, lanzó 7 chakras, cayendo estas en diferentes partes del mundo: Delhi, la Luna; Delfos, Venus; Jerusalén, el Sol; La Meca, Mercurio; Roma, Marte y Velehrad: Saturno. Finalmente, a Cracovia le correspondería Júpiter. Esta energía es la que protege a la ciudad. Es por eso que apenas sufrió daños en la II Guerra Mundial.

La catedral de Wawel alberga la cripta de San Stanislav. Después, se han ido construyendo hasta 3 iglesias más en el mismo lugar. Se cree que el punto Chakra está en lo que fue el centro del presbiterio de la primera iglesia, de lo que hoy solo se conservan los cimientos y no se permite el acceso. Pero hay una esquina dentro del patio del Palacio Real  que se encuentra muy cerca del lugar.

DSC_0230
Patio del Palacio Real. ¿Encontraremos la energía del punto Chakra?

La entrada Leyendas de Cracovia. aparece primero en Maki On Road.

]]>
http://makionroad.es/leyendas-de-cracovia/feed/ 0
De bares por Cracovia http://makionroad.es/bares-por-cracovia/ http://makionroad.es/bares-por-cracovia/#respond Fri, 01 Jul 2016 18:37:15 +0000 http://makionroad.es/?p=813 Para conocer bien una ciudad, no basta con recorrer sus calles, entrar a sus museos y probar la comida típica. Para los que somos cerveceros, probar la cerveza de cada país le da un toque de encanto al viaje. Polonia no iba a ser menos, así que ir de bares por Cracovia se convirtió en …

La entrada De bares por Cracovia aparece primero en Maki On Road.

]]>
Para conocer bien una ciudad, no basta con recorrer sus calles, entrar a sus museos y probar la comida típica. Para los que somos cerveceros, probar la cerveza de cada país le da un toque de encanto al viaje. Polonia no iba a ser menos, así que ir de bares por Cracovia se convirtió en una obligación. Además, Polonia tiene también sus propias marcas de cerveza. De las más populares entre los polacos son la Lech y Tyskie. Estos fueron mis dos favoritos.

¿Dónde tomar unas cervezas en Cracovia?

cerveza
De cerveceo en Alchimia

Tanto el casto antiguo como, sobre todo, el barrio judío, están llenos de bares en los que poder tomarse unas cervezas. A mí, que me gustan los bares raros, a los que llamo cariñosamente “cutrebares”, me encantó descubrir Alchemia, en la plaza Nowy. Bastante oscuro, con velas en las mesas de madera. Perfecto para el cerveceo. Y, al que le guste bailar, también tiene en el sótano una mini discoteca. Cuando fuimos nosotros había un DJ pinchando, pero creo que también hay música en directo. Por último, algo curioso del bar es que para pasar a la zona de fumadores hay que atravesar un armario, a lo Crónicas de Narnia.

Pero la verdad es que en la misma plaza Nowy hay bares para todo tipo de gustos. Nosotros entramos también al Pijalnia Wodki i piwa. Éste más normal, entramos porque los demás estaban hasta arriba. Y, si te entra hambre, en el centro de la plaza hay unos puestos en los que venden comida.

En el casco histórico hay otro Pijalnia Wodki i piwa, en el cruce de las calle Tomasza y Swietego Jana, número 5. Buscábamos un sitio para hacer tiempo para la cena y encontramos éste en el que las cervezas estaban a 4 zlotys. Nos costó bastante salir de aquí. Pero es que, además, nos dejamos una mochila en la percha de una de las barras laterales y nos fuimos a cenar. Cuando volvimos a por ella, después de cenar, estaba en el mismo lugar. Increíble. Como premio, cayó otra ronda.

Según nos dijo una de las guías, ir de bares por Cracovia es fácil, el casco antiguo de esta ciudad es el que más bares tienes por metro cuadrado. No sé si será cierto o no, pero bares hay… Lo mejor es ir paseando y entrar al que nos guste, o a todos lo que podamos… ya depende de cada uno.

¿Dónde tomar un café, té o batido?

Como lugares originales para tomar algo, hay una cafetería en la calle Jozefa del barrio judío llamada Cheder en la que puedes tomar un café mientras lees un libro de la biblioteca que tiene y escuchas música. Cuando entramos había un DJ pinchando, no sé si lo que estaban leyendo se pudieron concentrar mucho…

Nosotros tomamos un batido en un bar llamado Momento Resto Bar & Music, en la calle Estery, perpendicular a Jozefa, en el barrio judío. En unos sillones de colores. También se puede comer. No sé cómo estará la comida, pero los batidos que nos tomamos nosotros estaban muy buenos.

cracovia
Carta de batidos.
cracvia
¡Qué buenos estaban los batidos!

Y, otro sitio muy peculiar, al que no entramos porque lo vimos ya tarde, está justo al lado del anterior. Se llama Singer y, como particularidad, tiene en todas sus mesas una máquina de coser. Las críticas los tés y cafés son muy buenas. Lástima que solo nos diéramos cuenta del encanto de esta cafetería cuando no íbamos. ¡Lo dejo apuntado  para la próxima vez!

cracovia
Cafetería Singer, ¿tomamos algo o cosemos un bajo?

La entrada De bares por Cracovia aparece primero en Maki On Road.

]]>
http://makionroad.es/bares-por-cracovia/feed/ 0
¿Dónde comer en Cracovia? http://makionroad.es/donde-comer-en-cracovia/ http://makionroad.es/donde-comer-en-cracovia/#respond Fri, 01 Jul 2016 18:26:09 +0000 http://makionroad.es/?p=818 ¿Qué habremos disfrutado de un país si no probamos su gastronomía? Por suerte, comer en Cracovia es bastante barato, aunque supongo que no tanto como hace algunos años. Si lo comparamos con España, encontramos precios bastante asequibles, pero si lo hacemos con el resto de Europa, la diferencia es mucho mayor. ¿Dónde comer en Cracovia? …

La entrada ¿Dónde comer en Cracovia? aparece primero en Maki On Road.

]]>
¿Qué habremos disfrutado de un país si no probamos su gastronomía? Por suerte, comer en Cracovia es bastante barato, aunque supongo que no tanto como hace algunos años. Si lo comparamos con España, encontramos precios bastante asequibles, pero si lo hacemos con el resto de Europa, la diferencia es mucho mayor.

¿Dónde comer en Cracovia?

puestos
Puestos en la Plaza Mayor

En la ciudad, hay una gran variedad de restaurantes donde se pueden probar los platos típicos de Polonia. La mayoría están en el casco histórico (Stare Miasto) o en el barrio judío de Kazimierz.

En la calle…

Si vamos con el bolsillo muy ajustado, nada mejor que probar la comida de los puestos que hay tanto en la Plaza Mayor como en la Plaza Jana Nowaka, frente al centro comercial. Desde enormes salchichas hasta bigos, uno de los platos típicos del país, que consiste en varios tipos de carnes con col, estilo estofado nos recordó a nosotros. Esta es una buena idea si estáis en Cracovia cuando hace buen tiempo, pues hay bancos para sentarse a comer y disfrutar del ambiente.

Puestos en la Playa Mayor de Cracovia
Puestos en la Playa Mayor de Cracovia
puestos para comer en Cracovia
Puestos en la Plaza Mayor

De restaurantes…

Si no es el caso, tampoco hay problema. Hay muchos sitios realmente baratos. La chica que nos alquiló la casa nos recomendó un restaurante en el barrio judío, llamado Polakowski, en la calle Miodowa.

sopa
Sopa de bienvenida

Auténtico polaco, desde la decoración hasta la vajilla, que fue lo que más nos llamó la atención. La forma de pedir quizá sea un poco parecido a la de las cadenas, pues te tienes que levantar a decirle a chica lo que quieres y, cuando está listo, ir a cogerlo de la barra. En la mesa hay unos carteles en los que también agradecen si llevas los platos a la barra una vez terminado. Aquí encuentras todo tipo de platos de comida polaca. De bienvenida nos pusieron una especie de sopa en una taza. No sabría decir a qué sabía… pero estaba buena. Nosotros probamos los pierogi, que son una especie de empanadillas (quizá un poco sosas para nosotros…); los bigos, que he explicado antes; el golabki, que son unos rollitos de repollo rellenos de arroz y carne en una salsa de tomate. ¡Muy bueno!

El postre nos lo recomendó la camarera, unos nalesniki, que son una especie de crepes rellenos de queso, también deliciosos.

Pero lo mejor de todo es el precio. Estos cuatro platos, para cuatro personas y cuatros cervezas Lech, nos costó 68,40 zlotys, unos 4 euros por persona.

platos
Platos principales

Algo más de calidad…

Si buscáis un sitio más cuco para comer en Cracovia y no os importa pagar un poco más (unos 12 euros por cabeza pagamos nosotros), podéis ir al Morskie Oko. Está en el casco histórico, en la Plaza Szczepanski, 8 (a ver quién lo pronuncia…). Me lo recomendaron unos amigos y además tenía buenas críticas en Internet. Solo por lo acogedor del lugar vale la pena. Cuando nosotros fuimos también había música en directo. Aquí volvimos a pedir los pierogi. Esta vez nos los trajeron con un poquito de pimienta y estaban menos sosos. Me gustaron más que los del otro sitio. Pedimos también una parrillada de carnes que estaba muy buena y una especie de quesos a la plancha con mermelada. Unas cervezas, unas copas de vino y un par de postres.

cracovia
Inmejorable ambiente en Morskie Oko

Por último, un buen lugar para comer en Cracovia, si os queréis pegar una cena que aquí España nos costaría unos 40-50 euros por tan solo 20, podéis ir al Restaurante Sasiedzi, en Miodowa, 25. De nuevo en el barrio judío. El sitio es muy acogedor. La verdad es que en la mayoría de los restaurantes cuidan mucho este tipo de estética. El servicio, como el de un restaurante de  bastante categoría. Pocas mesas, de pocas personas y el camarero muy atento. Por recomendación del camarero, pedimos un plato de pato al horno con guarnición de verduras, manzana y una cosa que no supimos lo que era, parecido en forma al arroz. Unas copas de vino y los cafés. Pagamos cada unos 20 euros.

bagel
Bagel de plátano y nutella y limonada

Viendo la variedad de restaurantes y precios, que el dinero no sea un impedimento para disfrutar de los ricos sabores de cada país, en este caso, para comer en Cracovia.

¿Dónde desayunar en Cracovia?

En Polonia son muy populares los bagels. Éstos son como unos panes con forma de donuts rellenos por dentro. Para probarlos, fuimos a desayunar uno de los días a Bagelmama, en la calle Dajwor, 10. Llegamos sobre las 9 y menos cuarto y acaban de abrir. Estaban trayendo los bagels y tardaron un poquito en atendernos. Nos pedimos unos bagels de nutella con plátano. Para beber, queríamos unos zumos de naranja pero nos dijeron que solo había para uno y, en su lugar, nos ofrecieron limonada. Aceptamos, pero tengo que decir que me supo un poco rara la mezcla…

menú
Menú de Bagelmama

La entrada ¿Dónde comer en Cracovia? aparece primero en Maki On Road.

]]>
http://makionroad.es/donde-comer-en-cracovia/feed/ 0
Visita al campo de concentración de Auschwitz http://makionroad.es/visita-auschwitz/ http://makionroad.es/visita-auschwitz/#comments Fri, 01 Jul 2016 11:35:28 +0000 http://makionroad.es/?p=794 “Quien olvida la historia, está condenado a repetirla”. Esta frase estuvo rondándome en la cabeza durante varios días después de mi visita al campo de concentración de Auschwitz (Polonia). Este se encuentra a unos 65 kilómetros de Cracovia, por lo que suele ser parada obligatoria si visitas esta ciudad polaca. Auschwitz se componía de 3 …

La entrada Visita al campo de concentración de Auschwitz aparece primero en Maki On Road.

]]>
“Quien olvida la historia, está condenado a repetirla”. Esta frase estuvo rondándome en la cabeza durante varios días después de mi visita al campo de concentración de Auschwitz (Polonia).

Este se encuentra a unos 65 kilómetros de Cracovia, por lo que suele ser parada obligatoria si visitas esta ciudad polaca. Auschwitz se componía de 3 campos principales y más de cuarenta subalternos. Normalmente, cuando hablamos de Auschwitz, nos referimos al campo número 2, Auschwitz – Birkenau, lugar donde los alemanes comenzaron lo que llamaron “la solución final”. Y creo que no hacen falta más explicaciones…

Campo de concentración
Campo de concentración.

¿Cómo recorrer los campos?

La vista al campo la puedes hacer por tu cuenta (en un horario establecido, creo recordar que o antes de las 10 de la mañana o después de las 3 de la tarde) o por medio de una excursión con guía. Las dos maneras tienen sus pros y sus contras. Nosotros nos decantamos por hacerla guiada, más que nada por el tiempo. Te recogen en Cracovia, te llevan a los dos campos (I y II) y te dejan otra vez. Todo ello en una mañana. De esta manera , no tienes que estar tú haciendo colas y esperando trenes o autobuses, cosa que te llevaría, posiblemente, algunas horas más. Sin embargo, si volviera con más tiempo (y ahora que ya la he hecho con guía), haría la visita a mi aire.

entrada
Entrada al campo de concentración

Por un lado, al hacerla con guía te van explicando todo al detalle. Así puedes hacerles las preguntas que quieras. Nuestra guía era de origen judío, así que imaginad su forma de contar la historia. Algunas veces, rozando más el odio hacia los alemanes que tratando de transmitir la finalidad de estas visitas. No olvidar para no repetir. Pero, en general, me gustó bastante. El inconveniente, ya sabemos todos cómo son estas excursiones, que vas volando de un lado a otro y apenas te da tiempo a pararte a analizar, a observar, a sentir.

Por otro lado, si visitas los campos por tu cuenta, perderás el testimonio de personas cuyos padres o abuelos vivieron aquello, algo que merece la pena escuchar. Además, el campo I está masificado, lo que tampoco da lugar a reflexionar mucho. Sin embargo, el campo II, Birkenau, si que lo hubiera recorrido a mi aire, pues es mucho más grande, con más espacios abiertos y, para mí, es el que realmente toca la fibra sensible.

campo
Campo de concentración I

¿Qué se ve en cada campo?

maletas
Maletas en las que los judíos y demás prisioneros guardaron sus pertenencias.

El campo de Auschwitz I fue, evidentemente, el primero en construirse, en 1940. Se construyó como un campo de trabajo en el que en la puerta podía leerse la inscripción “Arbeit macht frei” (el trabajo hace libre). Los prisioneros llegaban allí engañados por los alemanes, que les vendían las parcelas y les hacían llevar todas las cosas valiosas de sus casas para luego arrebatárselas.

Para visitar este campo, llevas unos auriculares. De esta manera, aunque el guía vaya algo separado de ti, siempre vas escuchando lo que dice. Y menos mal, porque entre tanta escalera, pasillo y puerta, es fácil perderse. ¿Y os imagináis lo que tiene que ser perderse en un lugar así..?

Este campo mantiene las infraestructuras iniciales pero está a modo de museo. Guardan objetos de los prisioneros, como grandes cantidades de calzado, gafas e incluso pelo, que utilizaba para crear telas. También hay gran cantidad de imágenes explicativas y de fotos de los prisioneros. Las más impactantes, como suele ser, las de niños.

zapatos
Zapatos de los prisioneros de Auschwitz

Durante la visita, nos cuentan los experimentos que hacían con los presos, muchos de ellos con niños. El más famoso, uno en el que utilizaban gemelos.

Pero la parte más temida para los prisioneros era cuando se entraba en el bloque 11. Aquí era donde “juzgaban” a los presos para luego condenarlos a muerte. También están las celdas de castigo, en la que tenían que entrar de rodillas y permanecer de pie en espacios de 90 x 90 hasta cuatro personas el tiempo que se creyera oportuno. Al salir del bloque 11 está la pared de fusilamento, lugar donde ejecutaban a todos los que eran juzgados, sin excepción.

pared
Pared de fusilamiento

La última parte de la visita a Auschwitz I nos lleva a la zona más escalofriante, la cámara de gas y los crematorios, que aún conservan algunos hornos. Además, podemos ver también la horca donde ejecutaron a Rudolf Hoss, en 1947, pegada a la casa donde vivió mientras dirigía el gran campo y mirando hacia él.

Crematorio
Crematorio del campo de concentración I
horca
Horca donde ejecutaron a Rudolf Hoss

Auschwitz II – Birkenau

Tras ésto, la siguiente parte de la visita es en Auschwiz II. Aquí ya no llevamos auriculares, por lo que si te despegas un poco del guía, te pierdes las explicaciones. Así me pasó a mí alguna que otra vez. Pero es que este campo apetece verlo así, tú solo.

Ya desde lo lejos ves la fortificación y la puerta de entrada, por la que pasan las vías del tren y miles de flashes acuden a tu mente. ¿Quién no ha visto imágenes, documentales o películas en las que aparecen?

DSC_0495
Entrada al campo de exterminio
barracones
Barracones del campo Birkenau

Auschwitz II – Birkenau se construyó porque en la parte I no cabían ya más presos. Pero este campo fue construído como campo de exterminio. Y ahí estás tú, sobre esas vías. Sobre ese terreno en que el al bajar del vagón si eras hombre sano ibas a una fila y si eras mujer, niño o anciano, normalmente a otra, a la de la cámara de gas.

A la derecha del campo se pueden ver barracones destruidos por los nazis intentando borrar las huella de sus atrocidades. Al fondo, un homenaje a las víctimas del holocausto y, a la izquierda, barracones que aún se conservan. Hay algunos que puedes visitar por dentro.

homenaje
Homenaje a las víctimas del holcausto
barracón
Barracón donde vivían presos de campo

Y es estando aquí cuando te preguntas hasta dónde llega la crueldad humana. No hay límites. Y, aunque a veces se pasa un mal rato, recomiendo esta visita a todo el que pase por Cracovia. Tal y como he comentado anteriormente, la historia hay que recordarla para no repetirla.

auschwitz
Destino: Auschwitz.
tren
Llegada del tren al campo de concentración
Campo de concentración.
Campo de concentración.

La entrada Visita al campo de concentración de Auschwitz aparece primero en Maki On Road.

]]>
http://makionroad.es/visita-auschwitz/feed/ 2